a La espera en primera persona | Vivir el trasplante Blog
Contact us on 0800 123 4567 or info@cardinal.com

La espera en primera persona

Kathy Bórquez aguarda un trasplante de riñón y confiesa que la expectativa puede ser dura.

La espera en primera persona

“Siempre pensé escribir esto cuando me trasplantara, sí, cuando me trasplantara, pero no, ya serán 8 años a la espera de un riñón”, comienza el relato de Kathy Bórquez. Cuando tenía 15 años le diagnosticaron, de un momento a otro, insuficiencia renal crónica terminal.

 

“Pasé de no conocer el hospital a ser el lugar más concurrido. Cada intento de tratamiento para mejorar o disminuir el daño en mi cuerpo era inútil, por lo contrario, todo empeoraba”, cuenta Kathy. Ella sentía que los médicos de verdad querían que mejorara: “más allá de ser solo una paciente más, muchos veían en mí a sus hijas, mi edad era la que más influía ya que tenía toda una vida por delante, pero lamentablemente todo estaba muy avanzado y no había mucho más que hacer”.

 

Paralelamente estaba siendo atendida en la salud pública. Cuando ya todo estaba definido, ya no había nada más que hacer, su médico le dice que existe un tratamiento que la ayudaría a vivir mientras esperaba un trasplante, ya que esa era la única solución para un mejoría definitiva. Ese tratamiento era la hemodiálisis, la que debía realizar día por medio. “Mientras esperaba ingresar a mi tratamiento, el cual yo me negaba, tuve muchas crisis, pero hubo una que fue la peor, la que me dejó al borde de la muerte: estuve casi 3 días inconsciente, mi cuerpo ya no resistía más, necesitaba la diálisis, y así fue”.

 

Fuente: Corporación del Trasplante de Chile.

 

0 Comments

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*